No hay comentarios

EL REY, ROTUNDO EN SU MENSAJE DE NAVIDAD

 

El Rey Felipe VI ha defendido de nuevo la Constitución, la ha mencionado más de diez veces en su discurso, fue claro al manifestar que “fuera de la Constitución no hay ni democracia, ni convivencia posibles”, añadiendo que “no nos podemos permitir que la discordia se instale entre nosotros”. Reivindica los valores de la Constitución e indica que “gracias a ella, España consiguió construir y consolidar una democracia plena, abierta e integradora, un Estado Social y Democrático de Derecho, que ha asegurado nuestra convivencia y que nos ha permitido superar diversas y graves crisis en los últimos años. Esa es la evidente realidad de nuestra historia reciente constitucional”.

Una vez más el Rey hace una defensa férrea de la Constitución española de 1978 como modelo de convivencia entre los españoles en sus 45 años de existencia.

El Rey apeló a la unidad en reiteradas ocasiones. Manifestó que “la Constitución, que la Princesa de Asturias juró el pasado 31 de octubre, ha estado presente ininterrumpidamente en nuestras vidas. Y es, sin duda, el mejor ejemplo de la unión y convivencia entre españoles”. Añadió que “gracias a la Constitución conseguimos superar la división, que ha sido la causa de muchos errores en nuestra historia”: Poco después dijo que “evitar que nunca el germen de la discordia se instale entre nosotros es un deber moral que tenemos todos. Porque no nos lo podemos permitir”.

Reivindicó los valores democráticos de “la libertad, la justicia, la igualdad, el pluralismo político”, que “rigen toda convivencia democrática”. Parece una obviedad de toda democracia, pero cuando lo manifiesta es porque cree que están en peligro. Quien se podía imaginar hace 50 años que sea el Rey el que defienda esos principios democráticos que tanto ha costado conseguir. Esta es nuestra realidad. Los que han perdido el norte y con sus actitudes ponen en peligro la división de poderes, ponen también en riesgo la convivencia democrática.

La Constitución da estabilidad a los españoles. Así se expresó el Rey en este s sentido al decir que “quiero reivindicar la Constitución no solo como valor democrático de presente y de futuro, sino también como instrumento y garantía imprescindible para que la vida de los españoles pueda seguir discurriendo con confianza, con estabilidad, con certidumbre”.

A pesar de las dificultades el Rey es optimista al poner énfasis en los logros históricos recientes convencido que España puede superar los retos que se le presenten para poner las bases de un futuro cierto. Dijo que “España es una sociedad fuerte, que ha demostrado muchas veces los valores que forjan nuestro sentido como comunidad política” y añadió que “lo hemos hecho juntos y de acuerdo con el marco constitucional, decidido por todos los españoles. La razón última de nuestros éxitos y progresos en la historia reciente ha sido precisamente la unidad de nuestro país, basada en nuestros valores democráticos y en la cohesión, en los vínculos sólidos del Estado con nuestras Comunidades Autónomas y en la solidaridad entre todas ellas… Basada también en nuestra apertura al exterior con una profunda vocación iberoamericana y europea”. Ahí queda dicho, más claro agua.

En reiteradas ocasiones se refirió a los jóvenes, a sus dificultades para encontrar una vivienda digna, en la España que les dejaremos, en su porvenir. Le preocupa la carestía de la vida, la violencia de género, el empleo, la sanidad, …

El Rey otra vez reivindica la Constitución y la hace suya para llamar la atención a quien quiera escucharle. Fue y es un marco extraordinario que se dio la sociedad española y un legado que hay que preservar para las generaciones venideras. Fue un ejemplo de convivencia, de concordia, de ir juntos a un futuro incierto que se ha demostrado que fue frutífero para España. Es la Constitución española que más ha durado al albergar valores que nos unen y nos permiten avanzar con paso firme hacia el futuro.

Fue un discurso serio, reivindicativo, medido, que a nadie dejará indiferente, que llama a la reflexión, al sentido de Estado de la clase política. Le invito a que lo lea más de una vez, se dará cuenta de muchos detalles que no destacan al escucharlo por primera vez. La rotundidad y solemnidad de su mensaje lo convierte a uno de los mejores discursos del Rey Felipe VI.

En este enlace de Casa Real puedes leerlo entero: Inicio – Actividades y Agenda – Mensaje de Navidad de Su Majestad el Rey 2023 (casareal.es)

Pascual Rosser Limiñana

Colaborador de “El Consistorio”

Escritor

👉Más información👈

Una historia de sentimientos, recuerdos y superación con el mar como trasfondo, donde el liderazgo y el compañerismo son imprescindibles entre sus protagonistas.

👉Más información👈

Narro la partida, el exilio forzoso, cuando se deja todo sin mirar atrás buscando un mejor porvenir para tu familia, incluso para uno mismo. Y las cosas que pasan, algunas tremendas, hasta alcanzar la meta deseada, después de pasar experiencias que seguro les hubiera gustado no vivir.

También te puede interesar
Tags: El Atril de Pascual Rosser Limiñana

El Consistorio Digital no se responsabiliza del contenido de los artículos remitidos o de opinión, siendo cada autor responsable de sus propias creaciones.

Noticias similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.